Microsoft deja de apoyar a Twitter y Elon Musk amenaza con una demanda

Facebook
Twitter
LinkedIn
WhatsApp
Pinterest
Telegram

Nueva polémica en Twitter. Su propietario, Elon Musk, ha amenazado con presentar una demanda contra Microsoft por presuntamente haber "utilizando ilegalmente datos" de la red social. La respuesta del magnate llega poco después de que la plataforma de publicidad de la multinacional tecnológica anunciase que dejaría de apoyar Twitter.

La amenaza de Musk es poco precisa, pero todo apunta a que se refiere al uso de datos que OpenAI ha hecho para entrenar su modelo de inteligencia artificial (IA), que sustenta el famoso chatbot ChatGPT. Microsoft ha invertido más de 11.000 millones de dólares en esta compañía y está integrando esta tecnología en su buscador Bing y en sus herramientas de oficina, como Word, Excel o PowerPoint.

"Robar la base de datos de Twitter, desmonetizarla (eliminar anuncios) y luego vender los datos a otros no es una solución ganadora. Hora de denunciar", ha dicho Musk. Aun así, es habitual que sus amenazas en forma de tuit no se traduzcan en acciones legales reales.

En su mensaje corporativo, Microsoft apunta que a partir del 25 de abril de 2023 su plataforma publicitaria "ya no será compatible con Twitter". A la práctica, eso significa que las empresas ya no podrán usar esa plataforma para comunicarse y gestionar sus tuits. Sin embargo, sí podrán seguir haciéndolo en Facebook, Instagram y LinkedIn. Esta plataforma es esencial para el negocio de Microsoft, pues el año pasado le supuso unos ingresos de más de 12.000 millones de dólares.

Musk ahuyenta a las empresas

La decisión de Microsoft coincide con la decisión de Musk de subir los precios para que las empresas accedan a la API de Twitter, interfaz esencial para vincular las aplicaciones con la red social del pajarillo azul. Para una multinacional como la fundada por Bill Gates, el precio mensual podría llegar a los 42.000 dólares.

Justo el miércoles, Musk apareció en una importante conferencia de marketing y publicidad en la que trató de seducir a las empresas para que vuelvan a anunciarse en Twitter. La caótica gestión del multimillonario hizo que la mitad de los grandes anunciantes abandonasen la plataforma, golpeando así su negocio.

Facebook
Twitter
LinkedIn
WhatsApp
Pinterest
Telegram

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

No te pierdas ninguna noticia importante. Suscríbete a nuestro boletín.