Navalni asegura estar bien en sus primeras palabras desde la nueva prisión ártica

Facebook
Twitter
LinkedIn
WhatsApp
Pinterest
Telegram
Navalni asegura estar bien en sus primeras palabras desde la nueva prisión ártica

El encarcelado líder opositor ruso Alexéi Navalni ha asegurado hoy en las redes sociales que se encuentra bien, en sus primeras palabras desde su nueva prisión en el círculo polar ártico, en la que reapareció el lunes tras casi tres semanas desaparecido. "No os preocupéis por mí. Estoy bien. Estoy muy feliz de haber llegado a mi destino", asegura en una carta colgada en su canal de Telegram.

Navalni desveló que llegó el sábado a la penitenciaría IK-3 del distrito autónomo de Yamalo-Nenets tras 20 días de singladura desde Moscú a la localidad de Jarp con escalas en varias ciudades, incluida la capital de los Urales, Yekaterimburgo, y Vorkutá, hogar de uno de los más temidos gulag soviéticos. Admitió que el traslado fue "bastante agotador", pero añadió que su estado de ánimo es, "de todas formas, excelente".

"No esperaba que alguien me encontrara hasta mediados de enero. Por eso, me sorprendí tanto cuando por la tarde la puerta se abrió con las palabras: 'Ha venido su abogado'. Dijo que me habíais perdido de vista y que algunos incluso se preocuparon por mí. ¡Muchas gracias por el apoyo!", explicó.

Alejado de toda civilización

Navalni destacó que la prisión se encuentra dentro del círculo polar ártico y que cuando mira por la ventana de su celda "al principio es de noche, después llega la tarde y de nuevo la noche". Los abogados del opositor, que localizaron la víspera a su cliente, no contactaban con él desde el pasado 5 de diciembre, lo que alertó a sus correligionarios y a las cancillerías occidentales.

La localidad de Jarp, que tiene unos 6.000 habitantes, se encuentra a casi 2.000 kilómetros de Moscú o unas 45 horas en tren desde la capital rusa. Jarp está a menos de 50 kilómetros de Salejard, la capital administrativa de este territorio que tiene una superficie mayor que la de Francia, pero que está poblada por solo medio millón de habitantes.

Según uno de sus colaboradores en el exilio, Iván Zhdánov, la cárcel lleva el nombre de 'Lobo polar', considerada una de las prisiones más lejanas de la civilización de toda Rusia y que fue construida sobre la base de un gulag.

"Fugarse es prácticamente imposible. Por un lado, cientos de kilómetros de tundra, por el otro, las montañas del Ural ártico. Por eso encierran allí a los criminales más terribles y a los asesinos en serie", comentó Iván Vostrikov, colaborador del opositor en la región siberiana de Tiumén, en las redes sociales.

Uno de los principales directivos de la expropiada petrolera Yukos, Platón Lébedev, sirvió parte de su condena en dicha prisión, que se encuentra en una zona de hielos perpetuos.

Hace diez días los servicios, penitenciarios rusos (FSIN) admitieron que Navalni había sido trasladado desde la cárcel donde cumplía condena en la región de Vladímir "en virtud del fallo dictado por el Tribunal Urbano de Moscú el 4 de agosto" pasado, que incluía una nueva pena de 19 años por extremismo.

Navalni, que cumple casi 30 años de cárcel por diversos delitos, fue trasladado tras anunciar una campaña contra la reelección en 2024 del presidente Vladímir Putin, en el poder desde el año 2000. 

Facebook
Twitter
LinkedIn
WhatsApp
Pinterest
Telegram

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Noticias recientes

Selección del editor

No te pierdas ninguna noticia importante. Suscríbete a nuestro boletín.